Pilar Pedraza.

Brujas, sapos y aquelarres.

Valdemar.

Por Javier Sanz Algora.

Desde la aparición de la formidable obra Las brujas y su mundo de Julio Caro Baroja (Alianza editorial, 1ª ed. 1966), posiblemente no podamos encontrar otro estudio como este Brujas, sapos y aquelarres, que haya sido capaz de igualarlo en calidad y documentación en cuanto a tema brujeril de refiere. Es más, el texto que nos trae aquí, renueva y refuerza el estudio sobre la figura de la bruja porque nos ofrece una visión artística completa: la bruja a través de la historia del cine y la pintura.

Brujas-sapos-y-aquelarres-PortadaPilar Pedraza (Toledo, 1951) es doctora en Historia, profesora de Historia del Arte e investigadora en la Universidad de Valencia. Autora de una interesante literatura de terror (Las joyas de la serpiente, Necrópolis, Arcano trece, La perra de Alejandría o Lucifer circus entre otros), también ha cultivado el género del ensayo centrándose en temas como arte y sociedad en el Renacimiento y el Barroco, estudios sobre el cine e historia de la misoginia. Con este bagaje intelectural, el ensayo Brujas, sapos y aquelarres es un motivo natural y necesario en nuestra autora.

La mujer es un tema recurrente dentro de la obra feminista de Pedraza; concebida como un ser fatal y tremendamente seductor, en sus lineas vamos a encontrar a la figura femenina experimentando diversas metamorfosis. En este sentido, Brujas, sapos y aquelarres sale a la venta como trabajo en el cual vuelve a reunir sus grandes motores de inspiración: la mujer y el arte. En esta reciente obra plasma lo que es la interpretación de la mujer dentro del mito desde una perspectiva artística (cine, pintura, literatura). Con múltiples referencias culturales, Pedraza hace un recorrido histórico a través de los aspectos claves de la brujería desde la antigüedad grecolatina a la brujería vasca, los procesos inquisitoriales, los cuadros barrocos de diablerías y el cine de Carl Dreyer o de películas modernas como El proyecto de la bruja de Blair (1999). Precisamente, el gran valor de este ensayo es su rigurosidad y la presentación un tanto inédita de lo que es la bruja a través de las artes plásticas y audiovisuales durante la historia de la mano de una especialista en el tema.

La bruja, ser femenino temido y odiado, capaz de desafiar las leyes de la naturaleza, se revela aquí como un elemento fascinante de la historia. Mitad leyenda, mitad realidad, la bruja va a ser analizada desde su faceta más arquetípica (la bruja vieja) hasta su cara más sensual (la bruja erótica y de salón). Hay que destacar que el trabajo no está falto de humor y lo que ameniza y dinamiza la lectura de primera a última página.

Pilar Pedraza es la dama del gótico español, no solo por su gran producción, sino también por su conocimiento de las artes y por su gran calidad narrativa. Todo ello va dirigido a la divulgación a través del ensayo y al placer de la experimentación lectora con una literatura de corte fantástico, onírico y sobrenatural. Si te interesan los estudios antropológicos y la historia del arte, este es un libro más allá de lo imprescindible.