Cerramos la semana dedicada a Fernando Vicente con uno de nuestros dibujos favoritos. Se trata de su visión particular de la protagonista de la trilogía Millenium de Stieg Larsson. Lisbeth Salander, una chica a la vez gótica y hacker tiene una fuerza y un poder que van mucho más allá de su pequeña figura. De su espalda emana su valor: es un dragón tatuado que vuelve a la vida. El dibujo ilustra el artículo “Lisbeth Salander debe vivir” que Vargas Llosa dedicó a la protagonista en 2009.

Fuente: http://fernandovicenteblog.blogspot.com.es/