El Tarot de Mantegna (impreso)

15,00

ENVÍO GRATUITO.

EL TAROT DE MANTEGNA

y la sabiduría arcana del Renacimiento.

Un libro de Pedro Ortega.

Prólogo de Jesús Callejo.

 

El Renacimiento fue sin duda un período apasionante para el desarrollo de Occidente, en el que siempre se destacan los avances en las Artes y las Ciencias. Pero esto no podría haber sido así si no fuera por el pensamiento mágico que afloró en esa época.

Pedro Ortega nos habla de cómo florecieron en la Italia del siglo XV disciplinas como la astrología, la alquimia, la Cábala, la magia natural, la adivinación, el hermetismo, sin los cuales el Renacimiento no habría sido lo mismo.

En ese contexto surgió el llamado «Tarot de Mantegna», una baraja de cincuenta cartas, todas ellas arcanos mayores, y que recogen el pensamiento y la magia del Renacimiento. Así tenemos las condiciones del hombre, Apolo y las musas, los saberes, las virtudes y los planetas. Un mazo de cartas único y que podría ser interpretado como un juego de carácter iniciático.

Descripción

EL TAROT DE MANTEGNA

y la sabiduría arcana del Renacimiento.

Un libro de Pedro Ortega.

Prólogo de Jesús Callejo.

DESCARGA UN CAPÍTULO

EL RENACIMIENTO

En este libro me propongo mostrar un punto de vista diferente sobre los valores y la forma de pensar en el Renacimiento italiano. Frecuentemente se dice que fue un movimiento artístico y científico. No lo niego en absoluto, pero eso no quita para que haya otros componentes importantes. Para empezar la clave de las ideas renacentistas es de índole filológica: la traducción de los autores clásicos de Grecia y Roma fue la clave fundamental para el desarrollo del Renacimiento. Pero hay otra cuestión importante que no aparece en los libros de historia: el pensamiento mágico, que coexistió con las ideas religiosas.

EL PENSAMIENTO MÁGICO

Ese pensamiento mágico llegó por varias vías: los libros conservados en los monasterios, los textos que venían de Bizancio así como los tratados desarrollados en el mundo musulmán. Esto quiere decir que en el Renacimiento cuestiones como la astrología, la alquimia, la Cábala, la adivinación, los cultos mistéricos, etc. estaban muy presentes. Y no solo eso, pervivieron también después del Renacimiento. Una de las intenciones que tengo como escritor es la de desvelar ese pensamiento mágico que parece haber sido borrado de los libros de historia.

EL NACIMIENTO DEL TAROT

En el contexto de la Italia del siglo XV nace el tarot como un juego de cartas en edición de lujo. El primero del que tenemos noticias es el Tarot Visconti-Sforza, un precioso juego de naipes ilustrados a mano en el que ya aparecen los famosos arcanos mayores. En este tiempo surgieron dos tarots más: el Sola-Busca y el que aquí analizamos, el Tarot de Mantegna.

EL TAROT DE MANTEGNA

Casi podríamos decir con sorna que el Tarot de Mantegna ni es un tarot ni es de Mantegna. Efectivamente, se trata de una baraja única de cinco palos de diez cartas cada uno que recoge las condiciones del hombre, Apolo y las musas, los saberes, las virtudes y los planetas. De alguna manera, esta baraja recoge en imágenes todo el saber que había llegado de la Edad Media pero filtrado ya por los renacentistas y repleto de simbología oculta. En este libro pretendo dar una explicación más amplia de su significado y hago un análisis carta por carta de esta baraja única que conocemos como Tarot de Mantegna.

 

Jesús Callejo nos habla de este libro:

Gracias a Pedro Ortega, un lúcido observador del mundo que nos rodea, tan escrupuloso y metódico en todo lo que hace, me he percatado que en realidad se trata de un profundo juego educativo que representa una concepción del mundo típica del final de la Edad Media, es decir un microcosmos en miniatura expresado por cinco grupos: las condiciones humanas, Apolo y las Musas, las Artes Liberales, las Virtudes cristianas y los cuerpos celestes, que Pedro va analizando en sendos capítulos, haciéndonos saborear cada símbolo.

Ya sé que hay gente que solo ve en el tarot un simple juego de cartas o una expresión artística, al igual que en el juego de la oca ve un inofensivo entretenimiento de fichas y dados, pero para los que realmente «saben ver», como ocurre con Pedro Ortega, el tarot es mucho más. Es una herramienta de conocimiento. Y el de Mantegna todo un tratado esotérico repleto de claves (configuradas en torno al número siete) que analiza e interpreta con sumo detalle como solo él sabe hacer: con arte, imaginación, intuición y documentación. Un tarot con un orden desplegado que si lo pilla Umberto Eco o Arturo Pérez Reverte nos escriben otro Nombre de la Rosa o un Club Dumas donde cada carta sería una pista a seguir y un misterio que descifrar. O sea, un arcano.

He vuelto a ver mis respectivas barajas del tarot de otra manera. Nada más leer esta extraordinaria y clarificadora obra de Pedro Ortega, ¿saben lo que hice? Pues ir a comprarme un nuevo tarot, esta vez el de Mantegna (imperdonable no haberlo tenido antes) porque ahora, sabiendo lo que sé, la palabra tarot se le queda corta.

Estoy seguro de que ese mismo impulso mágico y casi irrefrenable lo va a tener más de un lector. Así que advertidos están.

Valoraciones

No hay valoraciones aún.

Sé el primero en valorar “El Tarot de Mantegna (impreso)”

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

También te recomendamos…